Berlín: naturaleza e historia

¡Hola!

¿Qué tal? Este fin de semana ha sido uno de esos que empiezo a caminar con la cámara en la mano y no me doy cuenta de que hay que deshacer el camino andado. Así que ya he empezado el lunes con poca energía. 😦

Este sábado fue Hanuka, el equivalente judío de la Nochebuena católica, así que pensé que era la mejor ocasión para ir a visitar Scheunenviertel, conocido con el barrio judío de Berlín. Como no sabía muy bien por donde quedaba, busqué la ruta que realizan los tours para turistas, pero al revés. Normalmente la ruta comienza por Rosenplatz. Pero yo fui directa a Oranienburger St. donde se encuentra la nueva sinagoga. En la misma calle, un poco más adelante está el edificio Tacheles, que fue una galería de arte, creada por artistas que ocuparon el edificio en los 90. Hoy esta cerrado y casi en ruinas.

IMG_20151205_110248

De aquí me fui a la Sinagoga, que es preciosa, pero ya no tiene una función religiosa sino que es el centro de la comunidad judía en la ciudad. Y está custodiada por la policía. En una placa de mármol se explica que durante la “Noche de los cristales rotos”, la Gestapo prendió fuego al edificio y durante la II Guerra Mundial fue bombardeada y destruida. Pero se ha reconstruido parcialmente para no olvidar nunca.

IMG_20151205_112621

Después me dirigí a otra calle del tour donde dicen que se aprecian restos de los bombardeos en los edificios. Bueno yo no vi nada del estilo. Aunque encontré una iglesia preciosa, donde Martin Luther King dio su famoso discurso y el antiguo cementerio judío.

IMG_20151205_121054

Ya que estaba cerca me fui al laberinto de patios de Rosenhalter St. y encontré el Museo de Ana Frank. La verdad es que me quedé alucinada porque la galería donde se encuentra es una completa obra de arte alternativo. Si el google maps no me dice que está allí, en la vida lo hubiese encontrado.

IMG_20151205_123409

Para terminar el sábado, fui a Rosenplatz, donde las mujeres alemanas casadas con ciudadanos judíos se manifestaron pidiendo su libertad.

El domingo necesitaba desconectar un poco de la ciudad y aprovechando que hacía sol, me fui a visitar el Tiergarten. Todas las ciudades europeas donde he vivido tienen un parque enorme para respirar de vez en cuando. El de Berlín es este. Imposible de recorrer en una mañana, estuve en la zona del lago grande, viendo patos, cisnes y una pareja de garzas reales, que no se dejaban fotografiar.

IMG_20151206_105818

Cuando, por fin, conseguí  apartarme del agua, caminé hacia la columna de la Victoria, que está en el centro del parque.

IMG_20151206_113410

Para acabar el día, fui a ver el Palacio Belleveu y la iglesia del Kaiser Guillermo, parcialmente destruida.

IMG_20151206_121001IMG_20151206_125319

Aunque aún seguí callejeando un poco más, en busca de osos…

Hasta la próxima! 😉

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

Había una vez un muro…Parte II

¡Hola!

Como ya os comenté, iba a hacer dos entradas referentes al muro de Berlín. Una, un poco más lúgubre, con la franja de la muerte, el museo y el memorial; otra, mucho más amable y colorida, “la East Side Gallery”.

La “East Side Gallery” ocupa un tramo de muro que se extiende a lo largo de 1.316 metros recorriendo la calle Mühlenstr., paralela al río Spree. En ella hay 103 murales pintados por artistas de todo el mundo como homenaje a la libertad. El muro comenzó a pintarse de forma clandestina, en 1984, por Thierry Noir. Este artista veía el muro como “un monstruo sangriento, un viejo cocodrilo que de vez en cuando se levanta, se come a alguien y vuelve a dormirse”.

Así que ayer pensé: “si estuve en el muro de Belfast, y me dejé por ver la mitad…¿no voy a redimirme con el de Berlín?”. Y allí me fui. Muy valiente, porque cuando salí de casa caían unos copos de nieve finísimos. Pero como el fin de semana ya me quedé con las ganas de ir, me puse cabezona y salí. Cuando hice el transbordo para llegar, ya vi que nevaba con todas sus ganas. De perdidos al río, ¿no? A pesar de llevar el paraguas, me puse como una sopa, porque es muy difícil sujetar el palo selfie a la vez. Aunque no imposible. Me estoy haciendo una experta.

Y aunque hacía un frío impresionante, el sitio estaba abarrotado. Así que lo de hacer fotos era bastante complicado. Con todo, hice más de 80. Aquí os dejo algunas.

IMG_20151128_114202IMG_20151128_115638IMG_20151128_120202

Minientrada | Publicado el por | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Steinbergpark

¡Hallo!

Esta semana he tenido que cambiar un poco mis planes, que eran visitar la East Side Gallery y Sachsenhausen. Pero el sábado pasado cuando estuve en Bernauer Str. hacía muchísimo frío y de aquel viento helado ha venido este catarro calentito. Así que después de estar una semana en casa, sin escuela de alemán, saliendo 10 minutos a llevar a Rodrigo al colegio, estaba que me subía por las paredes pero no era plan de salir a ponerme peor.

El jueves ya con un catarro, lo llamaremos Bronquitis, que no me dejaba ni dormir, me llevaron al médico. Toda una experiencia. Primero porque aquí pagas tengas seguro o no. Yo me acuerdo que en Italia, donde por desgracia usé mucho mi seguro, nunca tuve que adelantar nada, y ¡menos mal!  Primero pensé: “¡por dios! Ya que las voy a pasar canutas para explicarme, que al menos esté bueno”. Vale pues no. Un señor ya en el final de su etapa laboral. Total que entré en la consulta y me preguntó que era lo que me pasaba. Y yo con mi alemán básico le expliqué que tenía mucha tos y la nariz cerrada. Después me miró y en un momento dado me dice: “Husten Sie!” (Que viene siendo: ¡Tosa!) pero no le entendí. Y me pegó una voz… total para darme unos antibióticos de tan bajo espectro que cada vez que los tomo, oigo a los virus carcajeándose.

Esta mañana como no podía más ya de estar en aislamiento, he decidido salir a que me diese el aire helado, que según los alemanes hay que tomar para recuperarse. Y me he ido a Steinbergpark, que está a 10 minutos de mi casa, para pasear y respirar un poco de aire puro. No me adentré mucho porque es todo muy igual y tenía un poco de miedo a perderme. De hecho tuve que poner el GPS para salir. Pero me ha venido tan bien… y ha merecido la pena, porque es precioso y se me ha echado la mañana encima haciendo fotos. Porque a mí me encantan los bosques, sobre todo en otoño cuando haya tantísimos colores y los verdes toman unos tonos que no se ven en otra época del año. Creía que no había un sitio tan precioso como mi casa del bosque de Irlanda. Pero cuando se habla de la Naturaleza nunca podemos decir que lo más bello ya lo hemos visto.

Os dejo con unas fotos del día. Espero que os gusten.

IMG_20151122_112100

IMG_20151122_110940

IMG_20151122_104905

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Había vez un muro… Parte I

Había una vez un muro que separaba un país en dos. En un lado los EEUU y en el otro la Unión soviética. Los más perjudicados los alemanes, que vieron cómo sus ciudades eran divididas, sus familias rotas, sus trabajos perdidos. Claro que unos estaban sometidos mientras los otros entraban en el progreso, y disfrutaban de sus derechos y libertades. Un muro que estuvo en pie 28 años. Cayó porque la Unión Soviética comenzó a perder fuerza pero también porque los alemanes se levantaron y lo derrumbaron.

Lo que me gusta de los alemanes es que no esconden su historia. La tienen presente, y yo creo que es lo normal. Así saben que hay cosas que no se pueden repetir. Cuando se entierra la historia es probable que se olvide. Y yo que soy una apasionada de la Historia, no puedo más que alegrarme por ello.

Ayer fui a visitar la Calle Bernauer, donde han creado un museo memorial del Muro de Berlín. Aquí han colocado fotografías en los edificios paralelos, han instalado postes informativos, y la capilla de la reconciliación. Un poco más adelante se conserva la llamada “franja de la muerte”, denominada así porque era la zona por la que más gente moría intentando saltar.  En frente hay un museo, en el que se honra a todos aquellos que saltaron, pero en el que también se encuentran documentos que eran necesarios para pasar de un lado al otro, testimonios de familias que fueron divididas, las proclamas de la dictadura soviética…incluso en una sala se ofrece la posibilidad de sentarse y ver un documental del 9 de noviembre de 1989. Ayer vi a gente llorando delante de la pantalla. Reconozco que yo también he llorado viéndolo. Creo que es uno de los momentos más emotivos de la historia.

Ayer mi amigo Álvaro me preguntó si en Berlín sólo se podían visitar cosas tristes. Es cierto que la ciudad tiene una historia triste, pero también emotiva. El muro era terrible pero tiene su parte de belleza. Los berlineses jamás se rindieron, luchaban por su libertad, cavaban túneles y se ayudaban los unos a los otros en la clandestinidad. La noche del 9 de Noviembre salieron a la calle y a martillazos acabaron con lo que les impedía ser una nación. Eso es lo que yo vi ayer.

Os dejo con unas fotos 😉

IMG_20151114_121059[1]

IMG_20151114_121822[1]

IMG_20151114_115214[1]

IMG_20151114_124340[1]  *El próximo sábado espero visitar la East Side Gallery, un fragmento de 1’4km de muro que está pintado. Y entonces publicaré “Había una vez un muro… Parte II”.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

Estoy con París

Hoy vengo con una doble entrada, porque hablar simplemente de lo bonito que es Berlín, después de lo que ha pasado en París me parece un poco banal. Ya lo dije ayer: a veces no entiendo nada. El hecho de asesinar a sangre fría no tiene justificación alguna. Decir que lo haces en nombre de tu dios lo único que provoca que toda esa religión se ensucie y sea rechazada. Las personas tendemos a generalizar. Es terrible lo que ha pasado en Francia, igual que lo es que cada día en Siria muera gente bajo los bombardeos de unos y otros. Por eso no son buenas las guerras, porque ninguno de los dos bandos gana. Así que desde aquí mando todo mi apoyo a París. Era gente inocente disfrutando de la vida que no merecía lo que les ha pasado. No dejemos que el fanatismo de unos pocos dirija nuestra vida.

A parte de esto quiero dar mi opinión sobre unas cosillas que he leído en varias publicaciones.

He leído a gente que llama hipócrita a todos aquellos que han mostrado su apoyo a Francia colocando su bandera en el Facebook. A todos estos les digo: yo, con mis redes sociales hago lo que me apetece. Y lucho las guerras que quiero. No las que tu me digas.

Por cierto supongo que vosotros, estos que me llamáis hipócrita a mi, no compraréis en Zara ni en otras marcas que explotan a niños en la India y en otros países para ser competitivos en el mercado. O en la gasolinera no os quejaréis de los precios del petroleo. Supongo que seréis asiduos de los negocios de comercio justo. Os manifestaréis contra las guerras y no votaréis a partidos políticos que las promueven ¿No? Pues entonces no me vengáis a dar lecciones de moral.

La gente que decís que el Islam crea asesinos. ¿De qué religión sois? ¿Cristianos? ¡Ah! nosotros nunca hemos matado a nadie en nombre de Dios… y ¿las Cruzadas, los Guaraníes, La inquisición, etc…? Informaros primero. Yo que sé: leer, ver películas, visitad algún museo… pero dejad de poneros en ridículo. Nadie tiene más muertos a sus espaldas que el Cristianismo.

La gente que pedís que se expulsen a todos los inmigrantes, que no se acojan refugiados… lo primero, creo que es muy fácil decir desde la comodidad de tu vida occidental, en la que seguramente no has tenido todo lo que querías pero siempre lo suficiente, que cada uno se vuelva a su casa. El problema es que muchos no tienen dónde volver. Os pensáis que están en nuestros países por gusto, sufriendo rechazo, explotados, lejos de su familia, de su idioma, de su cultura… Probad a salir de vuestras casas. Id a Francia, Alemania, Inglaterra y descubriréis que no es fácil, aún siendo europeos. Entonces cambiaréis de opinión.

A propósito, ¿os gusta el fútbol? Supongo que vosotros que sois tan “ordenados” mandarías a Cristiano Ronaldo a Portugal; a Benzema, a Francia; a Messi a Argentina; a Neymar, a Brasil…¿no? Claro que no, porque el racismo es proporcional a los ceros que haya en la cuenta bancaria. Cuántos más ceros, más tolerantes somos. Eso sí que es hipocresía.

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Mientras tanto en Berlín…

¡Hola!

Han pasado ya 9 días desde mi última entrada y no me he dado cuenta. Y es que mañana hará dos semanas que llegué a Alemania. En este tiempo no he hecho nada del otro jueves pero si me he encaminado un poco más en mi objetivo de aprobar el B1 en dos meses. Después de una búsqueda un tanto estresante de academia, encontré una, aunque no en el horario que yo quería. Hice una prueba el lunes pasado y mañana empezaré el curso. No estaba segura de tener el nivel pero el profesor me admitió, por si acaso yo le dedico horas en casa. Las que me dejan mis paseos turísticos.

Aunque antes de ponernos con eso, os voy a contar lo que me pasó el jueves. Después de ver los precios más bien excesivos de los palos selfies en una tienda de electrodomésticos, me informé en Facebook de la existencia de una calle de tiendas turcas, que vienen a ser los chinos de aquí. Lo más gracioso de todo es que ni llegué a ella porque me metí en el TK-Maxx y allí encontré lo que buscaba. Además me estuve probando vestidos y demás. Cuando salí, una hora después, me fui directa a la estación del S-Bahn. En las escaleras metálicas, sentí un golpe en la espalda, pero al ver que mi bolso estaba cerrado no me preocupé más. Cuando hice el transbordo 7 estaciones después, me di cuenta de que mi cartera había desaparecido. Sin pensarlo, subí al primer metro que vi, con la mala suerte de que me cazó el revisor. Le dio igual que le dijese que me habían robado y no tenía dinero, ni el bono ni documentos. Me plantó una multaza de 60€ por viajar sin billete. La tarde la pasé en la policía denunciando el robo.

Olvidando este pequeño inconveniente, aquí sigo disfrutando de Berlín. Este fin de semana, volví a la Puerta de Branderburgo para hacer fotos tranquilamente, desde todos los ángulos posibles, como me gusta a mí, hacerme unos selfies, ver gente pasar y disfrutar de la soledad un poco. (También para que se me cayese el móvil y joderle una esquina ¬¬)

IMG_20151107_102230

La puerta de Brandenburgo

IMG_20151107_112308

Memorial a los gitanos y romanís asesinados por el Nazismo

IMG_20151101_135434 Monumento al Holocausto.

Y hoy he estado en un lugar que recibe el nombre de “Topografía del Terror”, situado en la calle NiederkirchStr. En este lugar, entre 1933 y 1945 se encontraban las instituciones del terror y la persecución nazi: la central de la Gestapo, la jefatura suprema de las SS, el servicio de seguridad de las SS y la oficina principal de seguridad del Reich (RSHA). También se conserva uno de los fragmentos del muro de Berlín. Para ser sincera, sólo me ha gustado el exterior. Entré y estuve mirando un poco de la exposición, que cuenta poco a poco la ascensión de Hitler al poder, hay fragmentos de leyes y fotos, muchas fotos. Al final me he ido a pasear bajo el sol. Es extraño pasear por lugares que fueron tan terribles, que guardan secretos que habría sido mejor no desvelar, que han sido regados con lágrimas…por mucho que he leído sobre la II Guerra Mundial y la Historia sigo sin entender nada. Aún no he sacado ánimos para ir a Sachsenhausen, pero iré.

IMG_20151108_112011 IMG_20151108_112912 IMG_20151108_114444          IMG_20151108_121429

 Y esto es todo por hoy. Mañana ya es Lunes, vuelven los madrugones y empiezan las cuatro horas diarias de alemán. Espero que no me explote la cabeza.

Tschüss!

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Otoño en Berlín

Hallo!

Wie geht’s? Tranquilidad! No es un post en alemán, más que nada porque sería incapaz de escribir mucho y bien.

Los que me conocéis bien, sabéis que siempre he tenido unas ganas locas de conocer Alemania. Porque para mí, es uno de esos países que se desean visitar sin motivo aparente. Hay gente que se muere por viajar al Caribe. Pues mí me encanta Alemania. Hace dos meses me pre-contrataron para trabajar en una escuela infantil en Essen y desde ese día he tenido en la cabeza fijada la idea de venir unos meses antes y estudiar el idioma aquí. Tras un intento frustrado de ir a Frankfurt, me surgió la oportunidad de Berlín, ¿y quién es capaz de decir que no a Berlín? Yo, desde luego, no. Así que aquí llevo ya 5 días.

Aunque estoy genial y me encanta lo que veo (mi casa está rodeada de árboles por cada lado) me preocupa mucho una cosa: NO ENCUENTRO PLAZA en ninguna academia de idiomas. Bueno en realidad sí, pero son todas en horario de noche. Y están situadas en zonas muy poco recomendables. Dan miedo de día, así que noche no puedo imaginármelo. ¿Todo el mundo se ha puesto a estudiar alemán así de repente? Sí, eso parece. En Alemania cada vez hay más inmigrantes. En las escuelas, hay unos cursos que se denominan de Integración, en los que los inmigrantes, sobre todo musulmanes, reciben unas pautas sobre la vida en Europa, junto con el idioma. Además, si contamos con los sirios, la demanda de alumnos se dispara. Decir también que estos cursos están financiados por el gobierno alemán. Lo que me parece una estupenda iniciativa. Lo que me molesta es que estos alumnos no son supervisados, es decir, les pagan el curso pero no controlan si asisten, con lo cuál quitan la posibilidad a otro de aprovecharlo. Aunque no creo que sea una cuestión de nacionalidad, porque estos cursos también son financiados a todos los extranjeros, y que no habrá ni uno ni dos españoles que no lo hagan. En fin que ésta tarde tengo que ir a una clase de prueba, y ver como está el tema de volver de noche. Pero no me queda más remedio, porque el tiempo pasa y cada vez me queda menos para el examen.

Ya os iré contando. Os dejo con unas fotos del otoño en Berlín.

IMG_20151030_090445[1]

IMG_20151030_083046[1]

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , | Deja un comentario